Go to Top

Leche de anacardos y su ajoblanco con aceite de cebollino

leche de anacardos - Becauseblog

Leche de anacardos - Because blog

La leche de anacardos es la siguiente en mi periplo por las leches vegetales, para hacer compañía a las otras tres que ya publiqué, a cada cual más rica, la leche de avellanas, la de avena y la almendras 🙂 Con respecto a las anteriores, de la leche de anacardos destaco dos cosas. Una, que es la más fácil de hacer, porque no necesita ni remojo previo de los anacardos, ni colado del resultado. Batir y tomar. Si aún no te has animado con las leches vegetales, quizá porque no tenías la bolsa para colar, o paciencia para remojar los frutos secos, sin duda te animo a que lo hagas con ésta, se hace en un pispas y al igual que las anteriores es saludable y súper deliciosa.

Lo segundo que quiero destacar es su sabor. A diferencia de las notas particulares de fruto seco de las anteriores, la leche de anacardo es más suave y su sabor es más neutro y por eso me recuerda más a una leche de vaca semi. Muy sauvecita. Por ese motivo la veo ideal como sustituta de la leche de vaca en postres, bizcochos y preparaciones dulces. si no quieres añadir sabor adicional a fruto seco, claro.

Pero hoy, hoy no la voy a usar para un postre, eso otro día…hoy la voy a usar para hacer un ajoblano de lo más especial…

leche de anacardos - Becauseblog

Y es que desde que me llegó el ebook de Rocío de Veggie Boogie, un blog vegetariano que me requetechifla, y vi la receta de Ajoblanco de anacardos, se me metió entre ceja y ceja y en cuanto tuve oportunidad me lancé a hacerla. Es una sopa fría facilita y que entra de maravilla, un comodín ideal para tener en la nevera en verano. Además dura varios días así que no hay excusa, una maravilla.

A la receta original, le he añadido un toque casero. Y es que este año, las plantas de cebollino las ha cuidado mi marido, y por primera vez, ¡les han salido flores! Están preciosas. Así que se me ocurrió hacer un aceite de cebollino y añadir unas gotas junto con unos pétalos para alegrar el ajoblanco. Combina de maravilla. Las flores igual no están a tu alcance porque no tienes la planta, pero te animo a que sí que añadas el aceite que puedes hacer con los tallos que venden en el súper o en la frutería, porque queda delicioso el conjunto. Además, qué quieres que te diga, entra por los ojos y eso también cuenta 😉

Urdaibai

leche de anacardos - Becauseblog - cebollinos
leche de anacardos - Becauseblog
leche de anacardos - Becauseblog

Anímate con la leche de anacardos y su ajoblanco, porque…

…es la leche vegetal más rápida y sencilla y su sabor suave te va a enamorar

…el ajoblanco es un comodín, bueno, bonito y barato, una receta que deberíamos tener en la nevera durante todo el verano

Os encantarán ambas, ¡¡a por ellas!!

Nos vemos pronto

leche de anacardos - Becauseblog

GuardarGuardarGuardarGuardar

GuardarGuardar

GuardarGuardar

GuardarGuardar

GuardarGuardar

GuardarGuardar

GuardarGuardar

GuardarGuardar

GuardarGuardar

GuardarGuardar

GuardarGuardar

GuardarGuardar

GuardarGuardar

GuardarGuardar

GuardarGuardar

GuardarGuardar

GuardarGuardar

Comparte
Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+

Leche de anacardos y su ajoblanco con aceite de cebollino

Dificultad:
Pax:
Imprimir Receta

RECETA DE LECHE DE ANACARDOS

Ingredientes:

  • 200 gr. de anacardos crudos
  • 1 litro de agua mineral o filtrada

Elaboración:

Introducir los ingredientes en el vaso de la batidora y batir a tope hasta que los anacardos estén bien disueltos. No hace falta colar, se puede tomar directamente. Guardar en un tarro de cristal en la nevera.

 

RECETA DE AJOBLANCO DE ANACARDOS

Ingredientes:

  • 1 litro de leche de anacardos
  • 1 diente de ajo mediano
  • una cucharadita de sal marina
  • un poquito de pimienta blanca recién molida (o un poquito menos de negra en su defecto)
  • aceite de cebollino (1 cucharada de devollino fresco picado y 20 cl. de aceite de oliva virgen extra batidos) (opcional)

Elaboración:

Batimos la leche con el ajo y la sal enérgicamente. Cuando esté todo bien triturado ponemos al punto de pimienta. Guardar en la nevera y servir muy frio. Para servir, añadimos unas gotitas de aceite de cebollino salpicando la sopa con una cucharita. Si tienes unas flores de cebollino puedes añadir algunos pétalos en cada plato para decorar (también se comen)

 

2 Responses to "Leche de anacardos y su ajoblanco con aceite de cebollino"

  • Aisha
    26/06/2017 - 11:15 pm Reply

    Tiene que estar riquísimo y el emplatado es precioso.
    Besos

  • cocidodesopa
    01/07/2017 - 4:02 pm Reply

    Laura, me has animado a hacer la leche de anacardos, y que compré por error anacardos crudos y para tomar solos están un poco sosetes. Y por añadido, la receta de ajoblanco, que me requete chifla. Es cierto que es algo diferente que el tradicional, lo que hace que sea más ligero y menos calórico.

    Me encanta el blog de Rocío. Lo descubrí gracias a ti, y hace cositas que un pintón bárbaro.

    Besos!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies